• (DESAFÍO) UN MAPA Y UN SALERO

En una de nuestras reuniones conjuntas del liderazgo de la Iglesia del Pacto Evangélico del Ecuador, con un mapa de España y un Salero fuimos desafiados a trabajar con los inmigrantes ecuatorianos y convertirlos en misioneros involuntarios, y donde quiera que vayan puedan compartir las Buenas Nuevas de  Jesucristo como su Señor y Salvador en medio de una sociedad que carecía de un testimonio evangélico.

A penas el 1% de la población española es Evangélica, existen muchos pueblos y ciudades donde no existe una sola iglesia evangélica y hay mucho por hacer.

“Vosotros sois la sal de la tierra; pero si la sal se desvaneciere, ¿con qué será salada? No sirve más para nada, sino para ser echada fuera y hollada por los hombres”  S. Mateo 5: 13

…Pero para dar sal hay que salir del salero.  Y este es un gran desafío, muchas veces nos encontramos cómodos en nuestras casas, o iglesias locales o estructuras eclesiales cumpliendo el mínimo de normas que nos exige la tradición cristiana sin que realmente estemos dispuestos a pagar un precio mayor y salir del salero.

“Una iglesia que planta sus tiendas sin la búsqueda constante de nuevos horizontes, sin la apertura continua de nuevos caminos, no está siendo fiel a su llamamiento… (Debemos) rebajar nuestro anhelo de certeza, aceptar lo arriesgado, y vivir improvisando y experimentando.” Hans Küng, The Church as the People of God

fotos esparcidos